Nosotros

En el 2004, Alberto y Roberto Vázquez – padre e hijo, ambos fotógrafos de profesión – comenzaron con lo que hoy en día es Bindu. En el camino se han unido al proyecto Alfredo Rosado (fotógrafo) . Siempre en busca de innovación y la mejor calidad posible, el taller ha logrado crecer y establecerse con buena reputación en el ámbito de la impresión fina.

Bindu ofrece a fotógrafos profesionales, artistas visuales, galerías, museos y usuarios de imágenes en general, convertir en realidad sus piezas de arte.